Qué son las mallas agrícolas y por qué deberías utilizarlas siempre

Si tienes la suerte de poder plantar cultivos o árboles en tu jardín, probablemente te habrás percatado de que, por muchos cuidados que les ofrezcas a tus plantas, estas están siempre expuestas a agentes externos. Efectivamente, son muchos los factores que puede dañar la flora de tu jardín, desde los pájaros o los insectos hasta plagas de cualquier tipo. Para evitar que esto ocurra, hay que tomar medidas de protección. Y pocas soluciones son tan efectivas como las mallas agrícolas.

Mallas_Agrícolas_2_Deco_and_Lemon

Todo lo que necesitas saber sobre las mallas de protección para jardín

¿Y qué son las mallas agrícolas exactamente? Las mallas agrícolas son unas estructuras flexibles que se colocan de distintas formas para proteger a una planta en concreto o un conjunto de cultivos. Puede colocarse a modo de muro en torno a un área previamente delimitada.

Lo que se consigue así es crear una pequeña área segura para tus plantas, libre de agentes externos que puedan sabotear tu duro trabajo. Una malla también se puede echar sobre un árbol en concreto para evitar que, por ejemplo, un pájaro pueda picotear los frutos del naranjo.

Estas mallas protectoras se caracterizan por su flexibilidad y versatilidad, pero eso no quiere decir que una sola malla se pueda utilizar para absolutamente cualquier circunstancia, de modo que, antes de comprar mallas agrícolas, piensa bien en tus necesidades y en las características que tienen que tener tus mallas.

Una medida de protección que aumenta la productividad de tus cultivos

Los materiales con los que se elabora una malla también pueden depender, y varían desde el plástico hasta el metal. Suelen fabricarse siguiendo un patrón de rejilla o de pequeños anillos cuyo tamaño también puede variar según el propósito para el que estén pensados.

Las mallas agrícolas se caracterizan por su resistencia y gran durabilidad. Son, de hecho, la opción por la que se decantan los agricultores para proteger sus cultivos, aunque evidentemente las medidas de sus mallas son mucho mayores, pues tienen cultivos mucho más grandes que proteger.

La consecuencia que estos agricultores logran cuando emplean estas mallas es un aumento de la producción. Es fácil de imaginárselo: cuando los pájaros y los insectos ya no son un agente que agrede las plantas y compromete sus frutos, las plantas pueden ofrecer mejores materias primas. Las mallas son así  una barrera contra las plagas. Si cultivas tus propias hortalizas o frutos en tu jardín, o si simplemente no quieres que los insectos perjudiquen la salud de tus plantas, tu solución es una malla agrícola. Verás cómo obtienes mejores resultados con menos esfuerzo, y podrás prescindir de otras soluciones, como los pesticidas.

Mallas_Agrícolas_3_Deco_and_Lemon

Son también una protección contra las condiciones meteorológicas adversas

Pero las mallas agrícolas no se limitan a proteger de pájaros o insectos. También sirven para proteger tu jardín de las condiciones meteorológicas adversas. Especialmente, del viento. Cuando las rachas de viento son muy grandes, tus cultivos pueden sufrir muchos daños, cayéndose las ramas o estropeándose los avances hechos. De modo que, para mantener tus cultivos como es debido, no lo dudes: las mallas agrícolas son la mejor solución.

Mallas_Agrícolas_4_Deco_and_Lemon

Deja un comentario

* Campos Obligatorios

Uso de Cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar los servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso en cumplimiento del Real Decreto-Ley 13/2012. Ampliar información.