Terrarios con plantas: un detalle decorativo único

Las plantas dan mucha vida y color a nuestros hogares, pero no todos podemos disponer de un espacio que podamos destinar exclusivamente a criar plantas, como un jardín o una amplia terraza. Sin embargo, existen múltiples soluciones y una de ellas son los terrarios con plantas. Las formas y tamaños son muy variados, por lo que pueden adaptarse a cualquier espacio, por pequeño que sea.

guía_terrarios_con_plantas_2

¿Qué es necesario para montar un terrario?

Optar por poner terrarios con plantas no solo acarrea ventajas en cuanto al ahorro de espacio, sino que también es beneficioso para nuestro bolsillo, ya que no es necesario desembolsar grandes cantidades. Para tener tu jardín en miniatura gracias a estos terrarios, solo necesitas lo siguiente:

  • Un recipiente de cristal. Es necesario que esté abierto por algún lado para que el aire pueda renovarse y las plantas respiren sin problemas. Hay muchos diseños y tamaños disponibles en numerosas tiendas, aunque si lo queremos, podemos optar por algún recipiente que tengamos en casa.
  • Tiene que adaptarse a la planta que queramos poner dentro del bote de cristal. Puede ser de tipo arenoso si lo que queremos es poner un cactus; musgo si lo que nos apasiona son las plantas carnívoras u otro sustrato si queremos poner otro tipo de flores, como plantas, helechos, etc. En los terrarios es posible criar casi cualquier tipo de planta pequeña.
  • Hablando del tamaño, tienen que ser unas plantas cuyo tamaño adulto no vaya a ser más grande que el propio terrario. Las plantas, por norma general, se adaptan al recipiente en el que se encuentren plantadas, pero tratar de meter una semilla de árbol o palmera es, sencillamente, una locura que no prosperará.
  • Esto es opcional, ya que solo servirían como decoración y no tendrían ninguna función. Puedes embellecer tu terrario con piedras pequeñas o enanitos en miniatura para completarlo.
  • Arena decorativa. También es opcional. Puedes poner una capa muy fina de arena blanca por encima del sustrato, ya que es un color que contrasta con el de la planta y que las favorece, aumentando su belleza.

Guía terrarios con plantas 3

Cómo hacer un terrario con plantas

Una vez tienes todos los ingredientes anteriormente mencionados, es hora de ponerse manos a la obra.

  • En primer lugar, hay que rellenar el terrario con un poco de sustrato. La capa ha de ser lo suficientemente gruesa para que la planta pueda enraizar y nutrirse, pero sin pasarse, ya que no conviene que choquen con la parte superior del recipiente de cristal.
  • Se aconseja regar con agua sin cal. Si no se dispone de ella, funciona también el agua destilada o el agua de lluvia, que puedes recolectarla poniendo un recipiente en la terraza en los días que llueva. Tras regar, hay que dejarlo reposar unas doce horas para que los residuos pesados como la cal, se vayan al fondo.
  • Llega la hora de plantar. Un consejo a tener en cuenta, es que conviene poner las plantas más altas en la parte trasera, de forma que no tapen la luz a las pequeñas y éstas puedan recibir los rayos de sol necesarios para desarrollarse con normalidad.

¡Y listo! Ya tienes preparado tu terrario con plantas disponible para decorar cualquier parte de tu casa, dando a tu hogar de un poco más de color y vida.

gUÍA TERRARIOS CON PLANTAS 4

Deja un comentario

* Campos Obligatorios

Uso de Cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar los servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso en cumplimiento del Real Decreto-Ley 13/2012. Ampliar información.