Mójate este verano con las piscinas desmontables

Con la llegada del sol y el aumento de la temperatura propio de la primavera y el verano, lo que más apetece es pegarse un buen chapuzón y disfrutar de un refrescante baño al aire libre. Los que no vivimos cerca de la playa ni disponemos de una piscina en nuestra urbanización o casa, no tenemos un sencillo acceso a ese baño refrescante, pero tenemos una solución muy a mano: las piscinas desmontables.

Además, si no disponemos de demasiado espacio, también son ideales, ya que podemos desmontarlas y guardarlas en el garaje o trastero hasta el año que viene. Sin embargo, hay que tener en cuenta varias cosas antes de adquirir una piscina de estas características.

piscinas desmontables deco and lemon 2

Consejos antes de comprar una piscina desmontable

En primer lugar, debemos pensar que el terreno escogido para instalar nuestra piscina desmontable debe ser firme y resistente para que no se hunda con el peso del agua. Instalar la piscina en balcones o terrazas sería una imprudencia que podría llevar a que se desencadene un accidente. También debe ser un terreno liso y nivelado, para que el agua no se rebose por un lado y la piscina solo pueda llenarse hasta la mitad. Aconsejamos contar con ayuda, según el tamaño de la piscina.

  • Elección de lugar. Conviene que sea una zona en la que los rayos del sol puedan dar durante gran parte del día. Además, es necesario que esté cerca de una toma de agua para llenar la piscina cómodamente, de un desagüe para su vaciado y de una toma de corriente para conectar los aparatos eléctricos, como la depuradora. Si es posible, convendría que no hubiesen árboles cerca, ya que las hojas y el polen ensucian el agua.
  • Preparar el terreno. Hay que tomar ciertas precauciones. Lo recomendado sería instalarla sobre una plataforma de hormigón o cemento lisa, pero si no se puede, es posible prepara el terreno. Lo primero sería delimitar el área que ocupará la piscina. Para nivelar el terreno, lo suyo sería retirar la tierra de donde sobra, no añadir donde falte. Habría que quitar las piedras y raíces hasta que quede sólida y nivelada. Una vez hecho esto, recomendamos esparcir una capa fina de arena tamizada y regarla para que se compacte.
  • Montaje de la piscina. Cuando el terreno esté listo, solo será necesario desplegar la piscina y comenzar a montarla siguiendo las instrucciones del modelo en cuestión.

piscinas desmontables deco and lemon 3

No debemos olvidar las tareas de mantenimiento de la piscina desmontable. Aconsejamos revisar regularmente varios puntos clave: que el linier esté limpio; que las mangueras no tengan fugas; que la escalera siga bien fijada, para evitar accidentes; la tornillería apretada para evitar que se desmonte por algún lugar y se vacíe; y analizar semanalmente la cantidad de PH y el cloro del agua, regulando ambas a niveles óptimos.

Al final de la temporada de piscinas, puedes optar por dejarla montada o recogerla y guardarla, todo dependerá de si necesitas ese espacio para otras actividades o no. Si la dejas montada, conviene dejarla llena de agua y con un invernante especial para piscinas y cubierta. Durante el año, habrá que revisar que no se rebose por el agua de lluvia ni se acumule demasiado la suciedad.

Si optamos por desmontarla, habrá que seguir los pasos de las instrucciones a la inversa y limpiar, secar y guardar bien todos los componentes con el objetivo de que puedan ser reutilizados el próximo año.

Deja un comentario

* Campos Obligatorios

Uso de Cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar los servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso en cumplimiento del Real Decreto-Ley 13/2012. Ampliar información.